Falling Skies, la nueva invasión extraterrestre

Los "trípodes" de Wells, versión 2011

Desde que H.G. Wells escribió The War of the Worlds en 1898 la idea de una invasión extraterrestre se ha repetido decenas, cientos de veces, y Falling Skies es la última versión, esta vez de la mano de Steven Spielberg.

Básicamente la Tierra ha sido invadida por alienígenas que al mejor estilo de los 456 de Torchwood (Children of Earth) necesitan niños, aunque no sabemos si por las mismas razones. Seis meses después del inicio de la invasión los aliens tienen casi el control total y solo quedan unos pocos humanos tratando de sobrevivir e iniciar la revolución. Liderando uno de estos grupos esta el irritante profesor de historia Tom Mason (¿es necesario que de su clase de historia cada cinco minutos?), junto a él están su hijo mayor que lo acompaña en la lucha y el menor, el hijo del medio ha sido secuestrado por lo aliens, siendo esto lo que da base al conflicto principal de Tom, por un lado rescatar a al hijo cautivo y por el otro mantenerse a salvo por los que quedan. Además de Tom, están una serie de personajes que forman parte del grupo de rebeldes. Están el líder que debe  pensar en el bien de la mayoría ante todo, la doctora, rebeldes de los que disparan primero y preguntan después, chicas lindas y alguno que otro idiota. En resumen, un típico grupo de sobrevivientes.

La serie en sí es bastante entretenida, con mucho más acción que en V por ejemplo. También destaca que los aliens tengan forma de insectos y no sean los típicos humanoides que ahorran presupuesto. Y en este punto Falling Skies sobresale, los efectos especiales son de primera y toda la producción está muy bien lograda. Respecto a la historia en los dos episodios dados va bastante bien, pero aún es pronto para dar un juicio definitivo. Eso sí preocupa el largo plazo, según yo una historia de invasión extraterrestre necesita necesariamente vislumbrar un final -2 ó 3 temporadas deberían bastar-, pero estar más tiempo dandole vueltas al mismo tema solo hace que la serie se empiece a reperir a sí misma y se termine perdiendo el interés.

Concluyendo, vistos los dos primeros episodios vale la pena seguir viéndola.

Anuncios
Los comentarios están cerrados.
A %d blogueros les gusta esto: